5 hábitos diarios que perjudican mi sonrisa

Cada día realizamos hábitos que sin ser conscientes perjudican nuestros dientes y encías. ¿Cuáles son y qué efectos tienen?

Muchos de estos hábitos diarios provocan la acumulación de placa dental, una de las principales causas de la formación de sarro y el desarrollo de enfermedades bucodentales. Entonces, ¿Qué hábitos diarios atacan nuestra sonrisa sin que nos demos cuenta?

5 Hábitos perjudiciales para la sonrisa

Muchos de estos hábitos los hacemos sin ser conscientes, pero comprometen nuestra salud bucodental:

  1. Morder. En situaciones de estrés y nervios muchos pacientes tienden a morderse las uñas, morder bolígrafos y lápices… en algunos casos es un hábito diario que hacen sin darse cuenta. ¡Cuidado! las uñas y los objetos contienen gérmenes que pasan a la cavidad bucodental y pueden provocar el desarrollo de irritaciones e infecciones.
  2. Dientes como herramienta. Abrir botellas y latas es algo muy habitual y peligroso para la salud dental. En muchos casos usar los dientes como herramienta puede provocar fisuras y daños permanentes en el esmalte.
  3. Presionar con el cepillo. Existe la falsa creencia de si ejercemos mucha presión con el cepillado al lavar los dientes, conseguiremos una limpieza oral más profunda. Nada más lejos de la realidad. Un cepillado agresivo provoca todo tipo de consecuencias a nivel bucodental: retracción de encías, sensibilidad dental, erosión del esmalte…
  4. Fumar. El tabaquismo es uno de los hábitos más perjudiciales para la salud bucodental. El tabaco provoca mal aliento, dientes amarillos, facilita la enfermedad periodontal… Además, según un estudio hasta el 80% de casos de cáncer oral se deben al tabaco.
  5. Exceso de azúcar. Para desyunar, entre horas, en la merienda, como postre… El consumo de alimentos azucarados es muy habitual, especialmente entre los más pequeños. El exceso de azúcar diario es la principal causa de desarrollo de caries dental, entre otras complicaciones bucodentales.

Entonces, ¿Cómo cuidar mi sonrisa a diario?

Para evitar los efectos de estos hábitos es imprescindible mantener una buena rutina de higiene bucodental. La clave para mantener una buena rutina de higiene bucodental diaria. Por un lado mediante el cepillado dental, y por otro mediante el uso de las principales técnicas de higiene interproximal: hilo dental, enjuague bucal… En este sentido se recomienda incorporar el flúor a la rutina de higiene, ya que remineraliza el esmalte y lo protege de la erosión dental.

Por otro lado es muy importante seguir una dieta equilibrada, potenciando el consumo de frutas y verduras y moderando el azúcar. También es esencial mantener un estilo de vida sano y visitar a nuestro dentista de confianza dos veces al año. Muchas patologías como la caries se pueden prevenir en la consulta. En Dental Abril realizamos un estudio personalizado y adaptamos nuestros tratamientos a las necesidades de cada paciente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *